DESYERBANDO: ¡Atrévete!


¡Atrévete!

Catalogado como un año de crisis y desafíos, un año que muchos querrán desterrar al olvido y otros recordarán con ambivalencia, el 2009 culminó con una hechizante Luna Azul (la segunda luna llena en un mismo mes del calendario gregoriano, fenómeno que sucede cada dos a tres años).
La luna de medianoche del 31 de diciembre fue una ofrenda cósmica. Rodeada por un halo tornasolado del que salían tres serpentinas de bruma, cada una más larga que la otra, la esfera de plata daba la impresión de haber viajado desde muy lejos para venir a posarse sobre nuestro planeta.
Horas antes había leído que esta Luna Azul venía acompañada de una energía transformadora. Abrazada a mí marido a la orilla del mar, bañados en la luz iridiscente de nuestro místico satélite, juraría haber sentido como su aliento Divino se desparramaba sobre la Tierra, al tempo de las manecillas del reloj que, indiferentes, continuaban su marcha hacia el comienzo de una nueva década. .
En ese momento pensé en las miles de personas que como yo, estarían presenciando atónitos aquel despliegue celestial. La noción de ser parte de algo tan extraordinario, bello y perfecto como la Creación, me sobrecogió una vez más. Y una vez más, como cada año, me permití anticipar el porvenir con regocijo y esperanza, oré por la humanidad y deseé vivir lo suficiente para presenciar el día en que todo Ser viviente en la Tierra disfrute de Paz.
La Paz comienza con cada uno de nosotros. Por eso este año te invito a aceptar un reto: a tomar parte en la transformación de la humanidad.
¡Atrévete!…
A mirar a los ojos a un extraño
A sonreír cuando tengas ganas de gritar
A rendirte, más no a doblegarte, ante la adversidad
A ser amable con quien no lo es
A amar a quien percibes que te aborrece
A pedir perdón
A perdonar lo imperdonable
A orar por tus enemigos
A dar sin esperar nada a cambio
A no contar una y otra vez los malos momentos
A no quejarte de lo que no puedes cambiar
A cuestionar la autoridad, ir en contra del statu quo e interceder ante la injusticia
A no criticar
A pedir y aceptar ayuda
A dejarte amar
A invocar tu Ángel Guardián
A profesar Gratitud
A ver con el corazón y conversar con la Naturaleza
A sincronizar tu existencia con la de la Luna, que cambia a diario, y muere en un lugar para renacer en otro, afectando a todos con su energía transformadora.
Cultiva transformación. Siembra Paz con tus actos. Fertilízala con Fe – atrévete a creer, afirmar y confiar en que un mundo en Paz es posible en esta existencia. Se tú el mejor ejemplo.
Espera lo mejor y prepárate para recibirlo.
¡Atrévete!

***********FELIZ 2010***********

Myrna Raquel Cleghorn
Me pueden escribir a myrna444@gmail.com
Derechos reservados del autor. Tienes mi permiso para compartir y/o reproducir este artículo –por favor, incluye mi nombre. Gracias.

Etiquetas: , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: